cambiar-manguitos-coche

El óptimo estado del sistema de refrigeración del vehículo así como la calidad del aceite son factores esenciales para alargar la vida del motor. Cuando se advierten posibles fugas de líquido refrigerante, saltan las alarmas porque puede que sea necesario cambiar los manguitos del coche. Ante esta situación, el motor sufre un sobrecalentamiento, ocasionando daños irreversibles, si no se actúa a tiempo. En el post de hoy te informamos sobre la función de las tuberías de refrigeración, cuándo hay que cambiarlas y por qué, con el propósito de que evites hacer frente al precio de esta reparación.

Tras el cambio de manguitos del coche se halla una de las averías más catastróficas de un vehículo, afectando directamente a motor. Sin embargo, apenas damos importancia al sistema donde se hallan estas tuberías que en ocasiones nos dan tantos quebraderos de cabeza. Hablamos del sistema de refrigeración.

El mantenimiento del buen estado de sus componentes es la fórmula maestra para evitar desgastes inesperados o sobrecalentamientos del motor que desencadenan en reparaciones costosas en tu taller mecánico.

Hoy te invitamos a que amplíes la información sobre este componente del automóvil y reconsideres su destacado papel para el óptimo funcionamiento de tu vehículo.

¿Qué función tienen los manguitos del coche en el sistema de refrigeración?

mangueras-coche-refrigeracion

El sistema de refrigeración de un vehículo está compuesto de 6 elementos:

  • Radiador.
  • Ventilador.
  • Depósito.
  • Bomba de agua.
  • Correa que mueve la bomba.
  • Manguitos.

Todos estos componentes deben actuar en armonía para que el sistema de refrigeración cumpla sus funciones del modo correcto.

Dentro de estas piezas, los manguitos del vehículo desarrollan un cometido esencial, encargándose de conducir el refrigerante del motor al radiador.

En la fabricación de las mangueras que conducen al radiador de todo automóvil se emplea el caucho, material que con el paso del tiempo acaba dañándose.

Por este motivo, los mecánicos profesionales recomendamos cambiar los manguitos del coche en el momento en el que se observen síntomas de desgaste durante las revisiones periódicas.

¿Por qué es necesario cambiar los manguitos del coche con el tiempo?

motivos-sustituir-manguitos-coche

A lo largo de la vida de un vehículo surgen averías que afectan a su funcionamiento, unas de mayor gravedad que otras.

Con el tiempo, la manguera o tubería de refrigeración también acaba estropeándose, lo que obliga a reemplazarla de inmediato.

El motivo principal de actuar rápido ante el síntoma de la rotura o deterioro de un manguito del coche no es otro que la producción de fugas de líquidos refrigerante.

Ante la falta de líquido, el motor llega a sobrecalentarse hasta tal punto que puede quemarse. ¿Imaginas la gravedad y, por ende, el coste de una reparación de estas características? Estarás con nosotros que merece la pena evitarla.

Es importante tener presente que, en situaciones normales, el sistema de refrigeración del vehículo está sometido de una importante presión.

Esta circunstancia provoca que, una vez desgastada por completo, acabe explotando y perdiendo el líquido, con las nefastas consecuencias que tendrá para el automóvil.

¿Cuándo deberás sustituir la tubería de refrigeración de tu coche?

cuando-cambiar-manguitos-coche

En cada tarea de mantenimiento de tu vehículo, se presenta la oportunidad perfecta para poner tu coche a punto, poniendo una especial atención a comprobar el estado de los manguitos del coche.

Tu mecánico de confianza advertirá si están agrietados o hay indicios claros de posibles fugas, recomendándote de inmediato su sustitución.

Ten presente que, aunque estas tuberías no tienen a desgastarse en exceso, las fuertes oscilaciones de temperatura a las que el vehículo está expuesto acaban favoreciendo su deterioro.

¿Apenas utilizas tu vehículo? Aunque tu automóvil permanezca en garaje la mayor parte del tiempo, no creas que está a salvo del cambiar los manguitos del coche. ¡Todo lo contrario! Esa falta de uso provoca que estas tuberías del sistema de refrigeración se estropeen con mayor rapidez.

3 Síntomas evidentes de averías en el sistema de refrigeración de tu vehículo

En el día a día, tu coche ofrece pistas sobre su estado de salud. En el caso del sistema de refrigeración, estas son las principales advertencias que hacen saltar todas las alarmas:

  1. ¿Has comprobado que bajo el coche el suelo está manchado de gotas líquidas de color rosa o verde?
  1. ¿Revisas el nivel de líquido refrigerante de tu vehículo y adviertes que ha descendido rápidamente, aunque no has visto gotas en el suelo?
  1. ¿La agua del reloj de temperatura de motor supera los 95ºC o incluso toca la zona roja cuando el coche está en marcha?

En los 3 supuestos, es posible que exista una fuga del líquido refrigerante. Para comprobarlo, rellena el depósito con anticongelante y verifica sus niveles, un ejercicio de mecánica básica del automóvil que, en muchas ocasiones, se pasa por alto.

¿El nivel baja rápido? Disponte a llamar a una grúa porque el coche así no debe circular. Si el nivel se mantiene sin alteraciones, conduce pero acude a un taller para que revisen bien el estado de sistema de refrigeración.

Si miras para otro lado y dejas que pase el tiempo, la fuga de anticongelante no solo dañará la culata, sino que acabará ejerciendo un exceso de temperatura en el motor, provocando su rotura definitiva.

Precio del cambio de los manguitos del coche

Como siempre sucede en las reparaciones mecánicas, su coste depende de diferentes factores.

Por ejemplo, si el problema de la fuga del líquido refrigerante se da en el manguito del coche porque está deteriorado, el mecánico solo tendrá que sustituir dicha tubería.

El precio de cambiar el manguito del coche variará en función de su tipología y de la ubicación del mismo

¿Qué sucede si el motor consume anticongelante y, por extensión, no hay ni rastro de gotas en el suelo? En este caso, el problema señala a la junta de la culata. Llegó el momento de echarse las manos a la cabeza porque esta es de las reparaciones más temidas por cualquier conductos.

Como ya te informamos en este post, el precio de de la reparación de la junta de culata está entre los 400 a los 850 euros, sin incluir la mano de obra.

9 Tips rápidos para cambiar los manguitos de refrigeración del coche

como-cambiar-manguitos-coche

Este tipo de reparaciones siempre has de dejarlas en manos de profesionales porque nadie mejor que ellos sabrán ofrecerte el resultado que deseas para que tu vehículo funcione como el primer día.

No obstante, a continuación te damos unas breves pinceladas para que conozcas cómo cambiar los manguitos del coche:

  • Esta reparación siempre ha de hacerse con el motor en frío.
  • Se abre el tapón del depósito del líquido refrigerante, liberando la presión.
  • Se vacía el circuito de refrigeración.
  • Retirada de las abrazaderas que sostienen las tuberías del sistema de refrigeración, operación que requiere de herramientas profesionales.
  • Extracción de la manguera con cuidado, desde el extremo más elevado al más bajo.
  • Limpieza de los puntos de anclaje de la tubería, con un rascador si es preciso.
  • Una vez insertadas las arandelas, se colocan los nuevos manguitos del coche.
  • Fijación de las abrazaderas.
  • Se rellena el depósito con líquido refrigerante y se realiza una purga para eliminar el aire infiltrado.

Conclusión

Los problemas en el funcionamiento del sistema de refrigeración conducen a la necesidad de cambiar los manguitos del coche, tuberías desde las que el líquido anticongelante llega del radiador al motor.

Estas mangueras se deterioran con el paso del tiempo, lo que ocasiona que a través de sus grietas se den fugas de refrigerante. La consecuencia no es otra que el sobrecalentamiento del motor, además de importantes daños en la junta de la culata.

Dada la complejidad de la reparación y su precio, siempre es recomendable que sean mecánicos profesionales quienes se ocupen de cambiar los manguitos del coche. Solo así obtendrás un resultado de calidad 100% garantizado.